Alma en pena… ¡Pisando fuerte!

Os prometo que cuando veo que han pasado varios días y no he tenido tiempo de sentarme frente al ordenador a contar alguna historia, acabo pasándolo mal… Y es que esto no sólo se ha convertido en parte de mi trabajo, sino que mis historias y las vuestras, ya son parte de mi vida, y me doy cuenta que, cada vez, os necesito más.

Hoy te quería contar que el pasado jueves la firma de calzado Alma en Pena presentó su colección de otoño-invierno y por supuesto no me lo quise perder. Hace unos cuántos meses, a raíz de su colección primavera-verano, ya os hablé de la marca en un post, incluyendo, además, una entrevista con Mónica Rucadabo, su Directora General. Por entonces ya dejé claro lo mucho que me gustaba.

Alma en Pena diseña zapatos hechos para la mujer de hoy, actual, dinámica, moderna y atrevida,  para todas esas mujeres que somos “todoterreno”, que trabajamos prácticamente todo el día, que llevamos nuestras casas, que nos ocupamos de nuestras familias y que además tenemos tiempo y necesidad de dedicarnos un espacio para mimarnos a nosotras mismas. Para esas mujeres que saben cuando van a salir de casa pero no a qué hora pueden volver, para las que después de una jornada laboral necesitamos un café o unas cañas con amigos, para las que necesitamos sentirnos cómodas pero sobre todo especiales y estupendas. Alma en Pena es para nosotras, por su comodidad y por la elaboración de cada una de sus piezas que nos harán sentirnos únicas. Las piedras y el cristal son la clara distinción de la firma, llevadas a cada zapato con delicadeza, elegancia y mucho estilo. En su nueva colección podemos encontrar estampados de última tendencia, como el print de serpiente, leopardo o camuflaje, sin olvidarnos de los clásicos y básicos como el marrón o el negro. Cuñas internas, tacones, botas, botines y zapato plano… Calzado cien por cien artesanal que en el momento que acaba en tus pies, eres capaz de sentir que andas sobre una auténtica maravilla y… ¡Todas sabemos lo importante que es eso!

Colección2_AlmaEnPEna

FullSizeRender-3

Nboca Comunicación, joven y exquisita agencia de comunicación, fue la encargada de organizar el evento, que por cierto, fue espectacular, como todo lo que ellas hacen, porque además de ser grandes profesionales, ponen pasión e ilusión en cada uno de sus trabajos, que son los ingredientes esenciales para el éxito.  La cita tuvo lugar en un precioso restaurante del centro de Madrid, Rita & Champagne, que fueron los encargados de que no nos faltase de absolutamente nada en ningún momento. Buena comida, bebida… La calidez, sencillez y a la vez exquisitez del lugar fue totalmente acorde con la firma y el evento. Numerosos medios de comunicación y varias actrices como Lucía Ramos o Lidia San José, estuvieron allí para no perder ni un detalle. Además, se contó con la presencia de la actriz Vanesa Romero (La que se avecina), que es imagen de la firma.

VanesaRomero y Mónica Rucabado_AlmaEnPena

Mónica Rucabado y Vanesa Romero

Mónica y Lucía Ramos

Mónica y Lucía Ramos

Para mí fue una tarde perfecta, rodeada de amigos, moda, gente conocida, gente nueva, risas y sensaciones muy bonitas…

Lidia San José, rebeca Marcos, Carmen Barrios, Lorena Córcoles, David Laguía y Lucía Ramos.

Lidia San José, rebeca Marcos, Carmen Barrios, Lorena Córcoles, David Laguía y Lucía Ramos.

IMG_0929

Con David Laguía y Lucía Ramos

Con Tamara Espinosa, directora de 5a Avenida TV

Con Tamara Espinosa, directora de 5a Avenida TV

No puedo dejar de enseñaros las preciosas botas Alma en Pena que ya están en mis manos. Creo que son cien por cien yo: rockeras, elegantes, cómodas y atrevidas… Cien por cien yo, y cien por cien muchas de vosotras. Para las que somos guerreras y amantes de la moda. Estoy completamente enamorada de ellas y no os imagináis lo cómodas que son…

IMG_0928

FullSizeRender-2

IMG_1023

Alma en Pena sigue trabajando en el lanzamiento de su tienda online, que hará que sus modelos puedan llegar a cualquier rincón y estoy segura que más de una no vais a poder resistir la tentación… Es una inversión asegurada. Zapatos de calidad, diseños exclusivos, trabajo artesanal, al alcance de todos. Mientras tanto, ya sabéis que podéis encontrarlos en cualquier tienda de Adela Gil.

la foto-112

Feliz martes, amigos!!!!

Lorena.

Anuncios

Duele, pero aceptamos.

La verdad que nunca he sido de madrugar mucho, ni en verano, ni en invierno, pero es cierto que cuando hace frío, estar bajo las sabanas es algo que alargaría durante toda la mañana. En verano, me gusta el aire fresquito que entra a primera hora de la mañana, tener que levantarme a bajar la persiana y seguir durmiendo hasta que mi cuerpo dice basta. Hoy ha sido uno de esos días, sin mucha prisa por levantarme, y me gusta.

Sabéis que soy una persona que muchas veces se enfada con el mundo, sufro y me da mucha rabia ver cómo los seres humanos destrozamos el mundo en el que vivimos, cómo destrozamos nuestros valores y derechos y cómo, muchísimas veces, nos pisoteamos los unos a los otros.

Hoy te quería contar algo que me pasó hace unos días… Eran sobre las nueve de la mañana, café en la mano, salí del Starbucks de Callao, en Madrid, cuando vi como una de las camareras, con un aspirador pequeñito, de esos de mano, se lo acercaba a la cara a un señor que estaba sentado en el suelo, en la puerta de su establecimiento, medio dormido y pidiendo dinero. Él, como es lógico, se sobresaltó con el ruido del aspirador y la camarera empezó a reirse a carcajadas diciéndole a una de sus compañeras “‘¡Lo he asustado!“. No sabéis la pena que me produjo esa escena. ¿Cómo no iba a asustarle si a las nueve de la mañana vamos todos medio dormidos por la calle? ¿Cómo podía reírse de esa forma de una persona que bastante tristeza tendrá por tener que dormir en la calle?

Avancé la Gran Vía con el corazón en un puño… Habían pasado más de 5 minutos y miré el reloj, tenía tiempo de sobra. Di media vuelta y volví a Callao. Justo cuando llegué encontré a la misma camarera entrando por la puerta y la llamé con un, “Perdona…“, ella, con una sonrisa, me quiso atender.

Le expliqué que había dado media vuelta sólo para decirle lo mal que me había parecido su actitud, que me había parecido cruel y cobarde. Ella, me pidió mil veces perdón y me explicó que conocía al hombre en cuestión, que siempre estaba en la puerta y a veces, incluso, le daban agua (Oh! Gracias.), me dijo que lo del aspirador había sido una broma entre ellos, que no podía dejarle estar en su puerta, pero que si no hubiese “confianza” no lo habría hecho así. Me pidió perdón si esa era la imagen que había dado y me agradeció que hubiese vuelto para decírselo. Le expliqué que efectivamente había causado muy mala imagen, como persona y como empleada de ese establecimiento, pero sobre todo, como lo primero. Su gesto y sus risas me habían parecido muy crueles y le dije que estaba cansada de que los seres humanos veamos cosas que nos parecen mal y nos callemos la boca.

296825_258767597576611_717040327_n

Me fui más tranquila. Si era verdad su historia o no, no lo sé, pero al menos, lo que pude hacer por mi parte lo hice. ¿Sabéis qué pasa? Que he llegado a un punto en mi vida en el que las injusticias sociales (y son muchas) me hacen daño en el corazón, como estoy segura que a ti te pasa. Lo que me duele realmente es que hayamos aceptado a vivir con ese dolor.

Estoy segura que nos duele a todos (quiero pensar que a todos) que haya guerras en el mundo y niños muriendo de hambre… Nos duele, pero lo aceptamos porque creemos que no podemos hacer nada. Nos duele que haya políticos que nos roban y nos recortan derechos, eso nos enciende la sangre y nos llena de rabia, pero aceptamos que eso existe y creemos que no podemos hacer nada. Nos duele que haya niños maltratados y violados en el mundo, en nuestro país, o al otro lado del planeta, nos duele mucho, pero aceptamos que eso existe y creemos que no podemos hacer nada. Nos duele que cada día se abandonen animales, que haya racismo, que exista el maltrato físico a las personas… Hay miles de cosas que nos duelen, pero hemos acabado aceptando que existen y hemos acabado aceptando no podemos luchar contra ellas.

Muchas historias nos duelen cada día, porque las vemos en las noticias, las leemos en la prensa o las vemos en televisión, pero su disfunción narcotizante han hecho que nos acostumbremos a verlas, a saber que existen y nuestra mente ha acabado aceptando que eso forma parte de nuestro mundo, aunque nos llene de sufrimiento.

Me duele vivir en un mundo así. Me duele vivir en un mundo dónde los seres humanos tenemos la capacidad de solucionar los problemas, porque sólo nosotros tenemos esa capacidad y ver que no hacemos nada. No es que no hagamos nada por las cosas que pasan en un país a millones de quilómetros, es que no hacemos nada por las cosas que pasan en nuestra misma ciudad. Somos egoístas por naturaleza y conformistas por costumbre, y eso me da muchísima pena.
Tenemos la capacidad de cambiar el mundo, ese poder sólo es nuestro, así que sólo faltan ganas y unión para intentar mejorar las cosas, sólo eso, porque una vez más tengo que recordar una de mis frases favoritas, que una vez escribió Alejandro Sanz: “Si la gente supiese lo fácil que es trabajar codo con codo, en vez de a codazos…”

Unknown

Feliz lunes, amigos.
Lorena.

Alma en Pena.

¡Por fin viernes! Sé que te gusta tanto, como me gusta a mí. En Madrid sigue haciendo este tiempo raro que nos confunde la primavera, el verano y el otoño todo mezclado en uno, casi entrando en junio y no sabéis las ganas que tengo de que llegue el buen tiempo de verdad para estrenar mis nuevas sandalias de Alma en Pena.

El martes por la tarde, en pleno corazón de Madrid y en uno de mis barrios favoritos asistí a la presentación de la colección primavera verano de la firma Alma en Pena, en la tienda Adela Gil de Chueca. Diferentes profesionales de varios medios de comunicación acudieron para no perder ni un detalle del evento. La agencia de comunicación Nboca, por la que siento debilidad por lo profesionales y cercanas que son sus directoras, organizó una tarde perfecta, llena de buen rollo, risas y chicas.

la foto-112

La nueva colección, tal como define la marca, está inspirada en una mujer de hoy, actual y moderna, dinámica y atrevida, que busca ir perfecta cada día sin renunciar a la comodidad. Tal como me comentó Mónica, su diseñadora, a veces no nos apetece ir en tacones a una fiesta, queremos ir cómodas con un zapato plano pero estiloso, y aquí es donde la firma adquiere todo su valor.

la foto-107

La marca nace en 2006, surge de una idea de tres amigos con ganas e ilusión, y el curioso nombre de la misma tiene una historia muy bonita que hoy te quería contar. Mónica y su marido, caminaban una noche por las preciosas calles de Florencia cuando se encontraban en pleno proceso de creación de la que sería su primera colección. Como si de un cuento o una película romántica se tratase, la lluvia empapaba la ciudad y la música de un violín llenaba la noche de magia, a lo lejos, un comercio posaba tranquilo bajo un nombre: Alma en pena. Les llamó la atención. Cuando se acercaron y descubrieron que el verdadero nombre de aquel establecimiento era AlmaPlena, supieron que aquella confusión y aquella primera lectura errónea daría nombre a sus colecciones, a sus zapatos, a sus sandalias, a todas esas pequeñas piezas de arte donde el cuidado y los cristales cobran protagonismo para vestir nuestros pies.

Con el tiempo, con esfuerzo y mucha ilusión la marca ha ido expandiéndose tanto a nivel nacional como internacional, la podemos encontrar en muchas tiendas multimarca de nuestro país, y también en el mercado de EEUU, Sudámerica o China. Además, pronto abrirán su tienda online y podréis disfrutar de todos sus modelos, de sus sandalias y tacones.

la foto-109

la foto-111

Ya sabéis que a mí me gusta la gente que apuesta fuerte por sus sueños, porque creo que sólo así se consigue de verdad lo que uno realmente desea y porque creo que todos somos capaces de conseguir aquello que deseamos. Le pregunté a Mónica por la situación actual, cómo estaban viviendo, a nivel profesional, esta crisis que a todos nos está matando. “La situación que se vive en estos momentos duros de la economía dificulta todo, pero por eso nosotros estamos en un nicho de mercado medio, teniendo una combinación de calidad/precio perfecto, y en este sentido es como estamos creciendo, manteniendo precios medios asequibles a todos“, afirmó.

Muchas veces, no sabemos afrontar situaciones negativas que viven a nuestro alrededor, y muchas personas, por temor, son capaces de abandonar sus proyectos. “Tirar la toalla no está en nuestra mente jamás, de momento nos va bien y no podemos pensar en nada más que en crecer internacionalmente, y seguir creando unas colecciones tan chulas, las colecciones de nuestros sueños, las sandalias de pedrería espectaculares, nuestras joyitas especiales para ti”, dijo ella.

Al evento acudí con mis amigas y pasamos una tarde maravillosa entre calzado, colores y piedras bonitas.

la foto-114

Y, por supuesto, a la cita no faltó la actriz y modelo Vanesa Romero, imagen de la firma. Preciosa y simpatiquísima.

la foto-113

BoqWTNmIMAE0n7C.jpg-large

No quiero dejar de mencionar el maravilloso catering del que pudimos disfrutar. Sobejano nos sorprendió con texturas y sabores, con dulces y salados y unos maravillosos zumos naturales de fruta. No dejéis de visitar su web. 

la foto-118

la foto-105

la foto-108

la foto-106

Lo que te quería contar tenía su regalito preparado y no puedo estar más encantada con mis nuevas sandalias. ¡Son preciosas!

la foto-116

la foto-117

Me encanta la gente que que apuesta por lo que realmente quiere, que apuesta por sus sueños, que los convierte en una realidad sin saber si saldrá bien o saldrá mal. Me alegro por el éxito de la gente valiente. Sé que Alma En Pena empezó siendo un sueño para sus creadores, y ellos hoy pueden vivir de sus sueños.

la foto-115

Con Mónica, diseñadora y creadora de la firma.

Mil gracias a Nboca Comunicación y Alma en Pena por un evento tan bonito. ¡Nos vemos en la próxima colección!

Feliz día y feliz fin de semana, amigos.

Lorena.

Gracias por mimarME.

¡Por fin sábado! Seguramente ya os lo haya contado alguna vez, pero cuando llega el sábado no puedo evitar estar feliz, es mi día favorito de la semana y no sé exactamente por qué. Quizás es porque hubo una época en la que el sábado era distinto a toda la semana, además era el día en el que todavía me gustaba más salir por la noche que por el día, y tal vez con el tiempo, esa sensación se ha quedado en mí, aunque diste bastante con la realidad.

Hoy te quería contar una conversación que tuve hace sólo un par de días con unos amigos y me hizo reflexionar y reafirmar unas ideas que ya tenía…

Muchas veces hablo de la importancia que tiene que cada uno se dedique a lo que realmente le gusta hacer, las cosas salen mejor, las personas son más felices y dedican todo sus esfuerzos y sus sonrisas a que el resultado del trabajo vaya a ser un éxito absoluto. Es verdad que, hoy por hoy, muchos no podemos trabajar en aquello que más nos gustaría, sin embargo, me gustan la gente que aún así, realiza su trabajo con ilusión y esfuerzo para que resulte lo mejor posible. Esto mismo hablaba con mis amigos, el cómo nos desvivimos por nuestros trabajos, y la ilusión y empeño que ponemos para que todo esté perfecto y entre risas agradecimos no ser médicos (a los que admiramos y valoramos muchísimo), simplemente por el hecho de no sufrir la presión que debe ser que en un trabajo tan delicado no se obtenga  un buen resultado. Creo que trabajar con la salud y la vida de las personas debe ser el trabajo más sacrificado, emocionalmente hablando, y más gratificante del mundo. Y no, no hablaré de la impotencia que me producen todos los recortes que los médicos y la sanidad están sufriendo.

Me gustan las personas trabajadoras, que se esfuerzan, que trabajan con ganas e ilusión para que cada paso profesional tenga un final satisfactorio.

Hace sólo dos noches, el Hotel Me Madrid, situado en la emblemática Plaza de Santa Ana, organizó una maravillosa fiesta en su terraza para presentar la apertura de Me Ibiza y Me Mallorca. La fiesta fue un éxito y hoy te lo quería contar.

1795719_10152412022217431_1199156414487103782_n

Si no conocéis este hotel y estáis por Madrid, creo que después de ver las fotos vais a querer pasar por allí a tomar algo, mientras observáis la ciudad entera desde las alturas, sus tejados, sus casas y su magia,  y si, además, podéis ir al atardecer, os aseguro que os enamoraréis completamente del lugar.

10264399_10152412021382431_6018340430168394226_n

Sobre las ocho de la tarde, los medios de comunicación posaban alrededor de un photocall que esperaba ansioso la llegada de las caras más conocidas. ¡Nadie quiso perderse la fiesta! Entre los invitados pudimos ver a la maravillosa  actriz Antonia San Juan, Bibiana Fernández, Rosi de Palma, la cantante Natalia, Laura Sánchez, María Castro, el Dj Carlos Jean, Fonsi Nieto, el actor Óscar Jaenada, bloggers de moda como Mario Ximénez, los míticos Pepino Marino y Crawford (que no se pierden una!) y muchos amigos del mundo de la comunicación.

10302640_10152412023042431_8230193599775970691_n

Música en directo, Dj’s, bebida y un excelente servicio de catering cuyos camareros estuvieron atentos y sin perder la sonrisa en ningún momento. La gente estaba feliz y es que… ¿A quién no le gusta una fiesta? El ambiente era maravilloso y nosotros lo pasamos muy, muy bien.

10258165_10152412022882431_8181451940160720192_n

10250266_10152412022962431_5169434465277149454_n

10246802_10152412023267431_5536563922057484578_n

Acudí al evento con mi amiga Carmen Barrios (directora de la agencia Nboca Comunicación), su novio Jeremy y mi amiga Rebeca (sí, ex componente de los míticos Bom Bom Chip, y eso a algunos invitados de la fiesta les pareció lo más vintage y maravilloso del mundo).

10250162_10152411933887431_8708291485380319993_n

10312662_10152412022597431_6154531734672671870_n

10252159_10152412022432431_6320360747107654508_n

Allí nos encontramos con  Sergio Barreda (director de BFace Magazine) y la periodista Carmen Santiago y ya no nos separamos en toda la noche. Las risas estuvieron aseguradas.

1688770_10152412023137431_2621157434084071893_n

Me gustan las personas trabajadoras, que se esfuerzan, que trabajan con ilusión para que cada paso profesional tenga un final satisfactorio, por eso hoy quiero felicitar a mi amigo Tomás Palacios, que tuvo un poder de convocatoria excelente y quien puede y debe estar muy orgulloso del maravilloso evento que consiguió organizar. Gracias por todo, gracias al Hotel Me Madrid por una fiesta tan divertida y bonita. Gracias por mimarME, y mimarnos.

Feliz fin de semana, amigos!

Lorena.